Cebolla y sopa

La cebolla, pese a lo que piensa mucha gente que no sabe cocinar o prefiere comer comida preparada (latas, congelados, precocinados), es la base de la cocina española y resulta difícil nombrar un plato en el que no intervenga (aunque diré uno: el salmorejo).

¿Cómo se empiezan los estofados, las patatas guisadas, los pistos, los pescados al horno, las tortillas de patata…? Friendo cebolla picada. ¿Y los cocidos? Picando cebolla para que cueza con garbanzos, alubias o lentejas. ¿Y qué decir de los gazpachos o de las sopas, en los que resulta ineludible? ¿Y los platos cuyo nombre alude a esta maravilla, como son los encebollados, riñones encebollados, bonito encebollado…? ¿Y los aros de cebolla fritos sin más, que para tantas cosas sirven?

Prácticamente todo se hace con cebolla, y no sé cómo nos apañaríamos sin ella, y para que se vea que sola también se puede comer, ahí va una receta que está buenísima:

Sopa de cebolla

Dos cebollas. Se pican más o menos y se rehogan en aceite del bueno. Cuando están blandas se añade caldo y se pasa todo con la minipimer, con lo que se consigue una pasta más o menos líquida. Se añade más caldo de carne (también sirve el de verduras), pan duro en trozos –bastante, como media barra–, salsa de tomate (un par de cucharadas), un puñado de arroz y sal al gusto, y se cuece todo una hora o cosa así. Cuando cuece se sumergen en la sopa un par de huevos (enteros), que, una vez cocidos (un cuarto de hora) se pelan y pican encima de la cazuela. Al final, cuando ya parece que está todo, se le añade queso rallado, o queso de cabra en trozos, y se revuelve de forma que se deshaga, pero sin levantarle la vista de encima o poner el fuego fuerte porque el queso se agarra al fondo.

Se deja reposar un rato y se recalienta para comer, con mucho cuidado de que no se pegue el fondo (por el queso). Una alternativa final es verterla en una fuente de horno y gratinarla para que se haga una buena costra por encima.

Otra forma: se pican tres cebollas gordas y se sofríen con aceite. Una vez hechas se añade una cucharada de harina y se revuelve para que se fría. A continuación se añade bastante caldo y se hace cocer durante una hora u hora y media. Una vez todo cocido, que la cebolla se habrá deshecho casi por completo, se añaden unos huevos duros picados, pimienta y un poco de coñac, y se deja cocer otros cinco minutos. El resultado final deberá tener bastante cuerpo.

Para servirla se vierte en una fuente de horno y, encima, se colocan varias rebanadas de pan basto y tostado previamente, con mucho queso parmesano y emmenthal o gruyère de forma que lo cubra todo, y el conjunto se gratina a horno fuerte.

Podría seguir, pero lo dejo AQUÍ.

——————————————————

Los grandes aficionados a la cocina pueden mirar en ESTE SITIO.

Y los amantes de las fotos pueden hacerlo AQUÍ (en donde hay paisajes que casi nadie ha visto).

Libro gratis para gente con ganas de escribir

 

Si alguien quiere este libro GRATIS (en el que se dan toda clase de ideas y recomendaciones para quien no sepa por dónde empezar, por ejemplo, o cómo acabar, o cómo corregir, o cómo editar…, etc., etc.), este es el momento. Desde hoy, lunes 28 de octubre , hasta el viernes, 1 de noviembre, puede descargarlo aquí:

De nada, y a ver si os sirve de algo.

Para aficionados a escribir

Hablando de esto de escribir novelas, relatos, cuentos…, conviene tener presentes unas cuantas reglas y hacerse una cierta idea de un sinnúmero de trucos que existen y pueden facilitar la labor. Hay bastantes libros sobre el asunto, y en internet, por lo que he visto, se habla de ello con asiduidad. Como he escrito bastante durante los últimos veinte años, se me ha ocurrido contar lo que he descubierto, libro que se reseña. Ahí podéis encontrar ideas sobre cómo fantasear, escribir, corregir, publicar, vender…, es decir, el proceso completo. No es ningún manual milagroso, porque estas cosas no existen, pero a lo mejor su lectura os induce ideas que no se os han ocurrido, que siempre está bien que te lo cuenten y no tener que andar batallando para descubrirlo.

Bueno, el enlace para verlo es este:


Y hablando de esto de leer, escribir, AQUÍ podéis ver más cosas.

Y si queréis ver fotos de este país (paisajes), que es muy fotogénico, podéis verlas AQUÍ.

Flan de limón

No es un flan, pero es una cosa muy parecida que suele tener muchísimo éxito. Además, es muy fácil de hacer y no se necesita horno: sólo nevera.

Los pasos son:

1 – Con algo de agua y varias cucharadas de azúcar se hace caramelo en una sartén, que se requeme un poco. Se aparta del fuego.

2 – En un cazo se calienta un vaso de agua (cuarto de litro) con el que se hace gelatina de limón (un sobre de unos 85 gr), y una vez disuelta se añade otro medio vaso de agua fría y se vuelve a revolver.

3 – En el bote de la minipimer, y con esta herramienta, se bate el contenido de uno de esos envases de leche concentrada (La Asturiana, Ideal, etc.). Sube algo, y una vez batida se añade un vaso de vino de azúcar y se vuelve a batir.

4 – En un cuenco se echa esta leche batida, algo de ralladura de piel de limón, el zumo de dos limones (se vuelve a batir todo), y el contenido del cazo de la gelatina. Una vez más se mete la minipimer para que aquello quede homogéneo.

5 – Esta mezcla se vuelca sobre el caramelo que hay en la sartén, y por encima se puede poner un lecho de galletas o bizcochos.

En esta foto se ve cómo queda todo armado.

6 – Se mete la sartén en la nevera durante un par de horas (o más: un día entero si se hace de un día para otro, que mejora mucho y las galletas se reblandecen).

7 – Cuando se vaya a comer se da la vuelta a la sartén usando una fuente que tenga algo de borde (para evitar que se salga el almíbar que suelta, que es muy bueno).

En esta otra foto se ve el resultado final. Ya digo que suele tener mucho éxito, en especial entre los niños, pero igualmente entre los mayores.

 

AQUÍ y AQUÍ se habla de asuntos de cocina española, y además, si quiere ver otras cosas (libros de varias clases, aunque sobre todo novelas de aventuras), hay que ir a ESTE ENLACE.

Pisto de “Isla de la fortuna”

Esto es de uno de mis libros:

Manolo andaba mirando entre las cazuelas.

—¿Qué tienes por aquí?

—De todo.

—¿No tienes caldo de muerto?

—No. De vivo, si quieres.

Manolo señaló una sartén cuyo contenido humeaba.

—¿Y eso? —y Goyo dijo,

—Se fríe cebolla, ajo y pimiento, por este orden, todo picado, y se deja que se haga bastante rato, hasta que se medio caramelice. Entonces echas tomates pelados y picados y lo dejas cocer hasta que se evapore la mayor parte del líqudo. ¿Qué es eso?

Manolo ni se lo imaginaba.

—Eso es pisto.

—————————————–

El caso es que uno de mis lbros es un manual de cocina, un recetario, y aunque a estas alturas todo el mundo lo sabe, lo voy a volver a decir. Es este:

 

El enlace para verlo (o para comprarlo, que hay gustos para todo) es el siguiente:

 https://www.amazon.es/dp/B01I41EBWE

Y si aún se ha quedado usted con ganas de más, mire aquí:

 https://www.amazon.es/Camargo-Rain/e/B019RODFL0

Calles españolas de nota

En este país hay muchísimas calles. He aquí unas cuantas que no se ven todos los días:

Albarracín, en Teruel

Mondoñedo, en Lugo

Calle del Agua en Villafranca del Bierzo (León)

Calle de Enmedio en Hornos de Segura (Jaén)

Calle de piedra en Trujillo, Cáceres

Las siempre concurridas calles de la ciudad de Salamanca

 


Y aparte de lo anterior traigo también unos

LUGARES DE LA ESPAÑA CONTEMPORÁNEA

para que se vea cómo es hoy este país:

Película sobre la España actual que se puede ver aquí: https://youtu.be/1fenD06sYyc

Lo mismo, pero las fotos en sí, sin película (y sin música), también se pueden ver: AQUÍ.

Otros paisajes españoles diversos pueden verse AQUÍ.

Y además ESTO, aunque sólo es para elegidos.

 

Escenarios de fábula

El que quiera puede descargar esto: https://www.amazon.es/dp/B07P2P775Y

Hasta el viernes 5 es gratis, naturalmente.

Es de cuando el cachalote habla con los extraterrestres, la negra se cae al fondo del mar (y no la pueden sacar), y Eduguá continúa con sus periplos transoceánicos, para lo que se compra un catamarán sumergible. (Estos son algunos de los protagonistas.) Dicho de esta manera parece un poco complicado, pero si la lees (es una novela) comprobarás que tampoco es para tanto.

Santander (norte de España) hoy

Buen escenario para una novela de aventuras

Published in: on Jueves, enero 24, 2019 at 7:54 pm  Dejar un comentario  
Tags: , , ,

Tres leyendas relacionadas con las pasiones


OTROS LUGARES PARA PASAR EL RATO

Película hecha con fotos y basada en contrastes, como agua, cerveza; costa luminosa, costa nublada; lugar acuático, lugar polvoriento…, y así sucesivamente.

Se puede ver aquí: https://youtu.be/1fenD06sYyc

Lo mismo, pero las fotos en sí, sin película, también se pueden ver: AQUÍ.

Otros paisajes españoles diversos pueden verse AQUÍ.

Y de esto no digo nada.

 

La aventura por antonomasia

 

Imagínese el mundo del siglo XXI. No el de principios (la actualidad, que de sobra conocemos), sino el que se nos viene encima. El mundo de los decenios de los años 30, los 40, los 50…, al final del cuál…

(aquello sucedió durante el solsticio de verano del año 2050, o el solsticio de verano del 50, como dice la negra: […] así que la primera noche, también la primera noche de aquel verano, el verano del cincuenta, mientras la civilización llegó a buscarnos la pasamos solos […] ),

… sucede el milagro, que milagro fue y estupefactos dejó a los miles de millones de habitantes de nuestro planeta Tierra.

¿Qué fue ello? No se puede decir, pero allí intervinieron fuerzas de las que aún no tenemos noticia. ¿Cómo íbamos a tenerlas, si los seres que las produjeron desdeñaban a la humanidad como interlocutora? ¿Para qué nos iban a necesitar, si ya existen los cetáceos?

La aventura de las luces azules es una narración futurista (una fantasía, por tanto), en la que se aborda el problema de la evolución (de la evolución de la materia, se entiende, que desde el big bang no ha cesado de reelaborar sus estructuras, galaxias, estrellas, seres vivos…), lejos, muy lejos de las coordenadas hoy cotidianas, toda esa inane jerga de izquierdas, derechas y demás zarandajas con que se entretiene a las por definición acríticas sociedades actuales. Es preciso traer a colación asuntos nuevos, pues el mundo que nos espera no se va a componer de baladíes lugares comunes y caducas frases hechas.

La aventura de las luces azules es un título que lo define a la perfección. Es una aventura, vaya si lo es –una innumerable sucesión de ellas–, y amén de otros elementos (la superficie de los continentes, sí, pero también la del océano, sus más profundos abismos y la inmensidad de los yermos espacios interplanetarios…), está aderezada por los efluvios –de los que no sabemos nada– de las ondas telepáticas, es decir, las que se supone que emiten máquinas tan complicadas como los cerebros de los animales superiores.

Los personajes principales son tres: un europeo que nace el 1 de enero de 2001 –justo con el milenio–; una negra procedente de la selva caribeña y cuya mayor afición es el mar, y un cachalote del océano Atlántico; telépata, por supuesto. Entre los tres dan cuerpo a esta ingente historia –La aventura de las luces azules–, que se extiende durante 100 años y 800 páginas.

Esta no es una narración de ficción científica (impropiamente llamada ciencia ficción), puesto que aquí no se habla de ciencia (o se habla muy poco), pero que inevitablemente cuenta con elementos de ese género, como la telepatía y la presencia de inteligencias extraterrestres. Entendámonos, la presencia, que no quiere decir su aparición en escena en carne mortal, puesto que no creo que estos seres sean tan tontos como para descender a la Tierra que conocemos, y menos con la que está cayendo en la sociedad de analfabetos informáticos que caracteriza los tiempos actuales. Sin embargo, allí están, contemplándonos desde el lugar que ocupan…

La que publico ahora es la segunda parte, subtitulada Rondeau, y luego, con intermedios de unos meses, seguirán las restantes, Scherzo allucinante y Andante con moto e finale.

¿Qué más quieren que les cuente?, porque podría hablar de tantas cosas… De las aventuras abisales de la negra; de los conciertos de puertas chirriantes en alta mar –puesto que la música es parte fundamental en esta historia–; del astronauta perdido para siempre en órbita solar; de la bienaventuranza, especie vegetal de allende los espacios siderales; de la boda por ondas electromagnéticas y los coloquios con seres que están lejos, muy lejos… pero no digo más. El que esté interesado en leer semejante cuento, que cuento es, y provisto de colosal fantasía desbordada (es el mundo del futuro), ya puede hacerlo AQUÍ.

La primera parte (Allegro vivace) se puede ver AQUÍ.


Otros asuntos para pasar el rato:

Se puede ver aquí: https://youtu.be/1fenD06sYyc

Lo mismo, pero las fotos en sí, sin película, también se pueden ver: AQUÍ.

Otros paisajes españoles diversos pueden verse AQUÍ.

Y ya, puestos a tratar de fenómenos inexplicables, los interesados en novelas de aventuras pueden mirar AQUÍ.